El Diario Colombiano
Antioquia Bienestar Judicial Medellín

Exigen pronta solución por clausura de la cocina en cárcel de Medellín

tomado de https://www.msn.com/

La Personería de Medellín le dio un límite de tiempo al USPEC por las irregularidades en El Pedregal

Después de las denuncias de intoxicaciones por la ingesta de alimentos en estado de descomposición, al interior del complejo penitenciario El Pedregal en Medellín, se pidió la clausura total de la cocina, dejando sin alimentación a los recluidos.

Esta semana se hizo pública la orden que exige lapronta asistencia a dicha situación, de manera que la Personería de Medellín le solicitó a la Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios (USPEC) un informe de garantías y datos precisos sobre el operador encargado de la alimentación de más de 3.000 personas privadas de la libertad.

Con el fin de brindar seguridad de los servicios de alimentación, la Personería de nuevo visitó la zona conocida como El Rancho, donde venían preparando los alimentos, pese a que la Secretaría de Salud de Medellín ya había dado la orden del cierre por motivos de salubridad. De modo que, se le dio a la USPEC un término de 24 horas para brindar condiciones de bienestar a los presos. Por su parte, el coordinador del Observatorio del Sistema Penal, Penitenciario y Carcelario de la Personería de Medellín, Julio César Lopera, se pronunció frente al tema. “Estamos consolidando una investigación para enviarla a los entes competentes y hacer las actuaciones pertinentes. Si bien es cierto, la Personería no tiene competencia disciplinaria frente a estas actuaciones del USPEC, por lo que vamos a remitir la situación a la Procuraduría General de la Nación“, añadió, Lopera.

Según el encargado del ente de control, la Secretaría de Salud pidió el cierre de este espacio debido a que se estaban vulnerando los requisitos necesarios para la operatividad. Es decir que no se cumplían los protocolos para la preparación de los alimentos.Varios de los aspectos que resaltan la falta de salubridad en el lugar es la ausencia de normas higiénicas para la manipulación de alimentos, y la presencia de goteras y humedad en el techo del sitio. Asimismo,la falla en el tratamiento de trampas de grasa y el abandono al mantenimiento de la red hidráulica de alcantarillado, lo cual ha generado desagües en el complejo penitenciario. Cabe tener en cuenta que la cárcel El Pedregal ya ha presentado graves denuncias de intoxicación de reclusos en tiempos pasados. MEDELLÍN